Formulario de acceso

Inicio

Educación para el Ocio y el Tiempo Libre

primi sui motori con e-max

1.- REFLEXIÓN ACERCA DEL TÉRMINO OCIO Y TIEMPO LIBRE

Una de las características esenciales del ser humano es su capacidad de proyectar o forjar su propia formación, es decir, la capacidad de crear un proyecto único e irrepetible que le ayude a desarrollarse personal y profesionalmente. Para ello, no deberá responder únicamente a impulsos, apetencias, gustos o aquello que le produzca un placer inmediato, sino más bien, deberá esforzarse por crear auténticos encuentros con los distintos ámbitos de su vida, esto es, ofrecer todas sus potencialidades para esperar una gratificación a medio y largo plazo. Un ejemplo claro, lo podemos encontrar en aquel estudiante que dedica muchas horas de estudio y trabajo para lograr aprobar la asignatura y aplicar lo aprendido en su futura vida profesional. Para alcanzar este fin se apoyará de actividades complementarias que le favorezcan el estudio, y aquí es donde entra un empleo adecuado del ocio y tiempo libre. Si estas actividades complementarias pasan a ser los protagonistas de la acción diaria de este estudiante, podríamos afirmar que no ha entendido bien lo que significa el concepto de ocio y tiempo libre.

Cuando utilizamos el tiempo libre de forma creativa y responsable, estamos dando sentido a todo cuanto hacemos, es decir, nos enriquecemos personalmente puesto que nos sentimos mejor, razonamos mejor, y en consecuencia, vivimos mejor.

Por lo tanto, independientemente de estas apreciaciones iniciales, es necesario que busquemos un tiempo para nosotros mismos, para nuestro descanso, para hacer lo que nos gusta. Pero ese gustar ha de estar justificado en la medida que potencie de verdad mis objetivos

Según un planteamiento filosófico, somos el resultado o lo que quedaría de nosotros si nos arrebatasen todo lo que tenemos, por eso, cuanto más nos preocupe cultivar lo que somos y menos el hecho de acumular cosas, más cerca estaremos de construir una personalidad que no depende, convulsivamente, de la acumulación irracional y frenética de bienes. Con esta finalidad, te proponemos las siguientes sugerencias para que reflexiones lo mejor para ti:

Apuesta, decididamente, por un concepto activo y positivo de ocio, que favorezca tu desarrollo personal y tu creatividad.
Rechaza el concepto simplista de que el ocio consiste en no hacer nada. El ocio debe tener una proyección de recreo, descanso, desconexión de la rutina con la premisa de que te ayude a tu desarrollo personal y profesional.
Aprende a valorar el ocio como un factor de equilibrio para lograr un desarrollo armónico de tu personalidad.
Con tu ejemplo, anima a tus amigos/as para que empleen adecuadamente su ocio y tiempo libre.
Busca en instituciones privadas o públicas las actividades con las que te identificas y te aportan conocimientos, habilidades y una sana diversión. En la UCAM encontrarás un variado programa de ocio y tiempo libre.

2.-ORGANIZAR EL TIEMPO PARA SABER DISFRUTAR DE LOS RATOS LIBRES.

Planifica. Realiza una lista de actividades a desarrollar. Es conveniente que tengas en cuenta los Fotolia_169078_L.jpgimprevistos, ya que siempre surge alguno.
Prioriza las actividades, de mayor a menor importancia.
Lo que se dice, se hace. Si te has propuesto hacer algo, cúmplelo. De lo contrario, sólo conseguirás engañarte a ti mismo.
Pondera tus esfuerzos ante trabajos que requieran muchas horas. Sería bueno que te marcaras pequeños objetivos todos los días.
Evalúate, es decir, conoce cómo van tus progresos en todo aquello que te planificaste inicialmente.
Conócete a ti mismo y aprende a decir “no”. No te comprometas a hacer tareas que sabes que pueden ocasionarte un quebradero de cabeza si quieres atender a todas ellas. Esta sugerencia viene muy bien a la hora de efectuar la matrícula de tus estudios universitarios.
Elabora tus actividades de ocio y tiempo libre. Ello te permitirá tener tiempos de distensión y coger fuerzas para emprender el estudio.
Márcate los tiempos previstos para cada actividad y sé riguroso en cumplirlos.
Y adapta los cambios que vayan surgiendo a tu horario previsto de estudio y de tiempo libre.

Copyright