Formulario de acceso

Inicio

Educación y prevención de las adicciones y el consumo indebido de drogas

primi sui motori con e-max

Antecedentes

Durante el año 2009 una conjunción de factores han dado lugar a la creación en el ámbito del Ministerio de Educación de un nuevo programa abocado a la prevención del consumo problemático de drogas en los niños, niñas y adolescentes.

En primer lugar la Corte Suprema de Justicia en el Fallo Arriola, Sebastián y otros s/causa 9080, exhorta a todos los poderes públicos a ”adoptar medidas de salud preventivas, con información y educación disuasiva del consumo, sobre todo enfocada en los grupos más vulnerables, especialmente los menores…”.

En segundo término, en el marco de las reuniones interministeriales convocadas por el Comité Científico Asesor en Materia de Control del Tráfico Ilícito de Estupefacientes, Sustancias Psicotrópicas y Criminalidad compleja del Ministerio de Justicia, el Ministerio de Educación acordó elaborar un plan de prevención del consumo de drogas.

Por último se ha sancionado la Ley Nº 26.586 que crea el Programa Nacional de Educación y Prevención sobre las Adicciones y el Consumo Indebido de Drogas en el ámbito del Ministerio de Educación, cuyo objetivo es orientar las prácticas educativas para trabajar en la educación y prevención sobre las adicciones y el consumo indebido de drogas, en todas las modalidades y niveles del sistema Educativo Nacional.

Estos antecedentes junto a la convicción de la importancia de la institución escolar en la prevención del consumo de drogas ha llevado a la definición de una serie de objetivos y actividades a encarar en la comunidad educativa desde un enfoque integral de prevención. Para mayor información puede contactarse con el equipo de trabajo.

Objetivo general

Diseñar políticas, estrategias y líneas de acción para orientar las prácticas educativas hacia una prevención específica e inespecífica del consumo problemático de drogas legales e ilegales en todas las modalidades y niveles del Sistema educativo Nacional.

Objetivos Específicos

1. Promover la vinculación con distintos sectores e instituciones, con el propósito de sensibilizar a la sociedad toda, sobre la necesidad de actuar conjuntamente en la prevención del consumo de drogas.

2. Colaborar desde una óptica educativa al abordaje de la problemática desde las múltiples facetas que la misma tiene y desde su interdisciplinariedad, en coordinación con otros organismos públicos nacionales y provinciales, particularmente con las áreas responsables de salud, desarrollo social y drogas, fomentando y fortaleciendo las redes de derivación y contención de los estudiantes que presenten problemas que desborden a la institución escolar, poniendo especial énfasis en la integración de los sectores socioeconómicos más vulnerables.

3. Capacitar al personal docente de las instituciones escolares en prevención específica e inespecífica del consumo de drogas legales e ilegales, a fin de estimular conductas que no impliquen riesgos para la salud o el desarrollo de los jóvenes, educando en un marco de libertad desde un rol docente que haga de la escuela un pilar para que los niños, niñas y adolescentes, construyan proyectos personales y colectivos.

4. Contribuir a un trayecto escolar en el cual los niños y adolescentes puedan construir un sentido de vida, de respeto de sí mismos, de libertad, de responsabilidad, de búsqueda del bien común y que puedan elaborar juicio crítico acerca de los mensajes de estímulo al consumo.

5. Fomentar la realización de actividades con la finalidad de apoyar a las familias en la promoción de un entorno que colabore en el sostenimiento de la escolaridad.

6. Impulsar la no discriminación de las personas con problemas de consumo de drogas, apuntando a la integración plena y el respecto a los derechos individuales.

7. Articular con las distintas Jurisdicciones Nacionales, Provinciales y con la Ciudad Autónoma de Buenos Aires a fin de instrumentar los mecanismos necesarios para sostener la escolaridad de los chicos con consumos problemáticos, facilitar la reinserción de quienes hubieran abandonado sus estudios por problemas de consumo de sustancias y garantizar el acceso a la educación de aquellos que no puedan asistir a la escuela por encontrarse bajo tratamiento.

8. Aportar elementos para generar marcos que permitan monitorear los problemas que surjan por el consumo de drogas en las instituciones educativas a fin de diseñar o adaptar estrategias e instrumentos de intervención acordes.

Copyright